Ositos y bizcocho de chocolate

Hoy te sugerimos una estupenda receta de bizcocho de chocolate que nos ha facilitado La sorpresa de Clara. Como relleno puedes utilizar mermeladas, dulce de leche, nutella, ganache, o buttercream. La decoración dependerá de lo que vayas a celebrar.

INGREDIENTES

  • 100 gr de chocolate
  • 8 cucharadas de mantequilla
  • 2 tazas de harina
  • 2 cucharaditas de levadura
  • 2 tazas de azúcar de caña
  • 4 huevos
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 1 taza de agua
  • 1 taza de nata agria

ELABORACIÓN

Precalienta el horno a 220ºC

Funde el chocolate al baño maría. Bate 5 minutos la mantequilla con el azúcar de caña. Añade los huevos uno a uno y sigue batiendo.

Añade el chocolate fundido y la vainilla y bate 30 seguntos mientras hierves la taza de agua.

Agrega parte de la harina previamente tamizada con la levadura, alternándola con la nata agria.

Por último, vierte el resto de la harina junto con la taza de agua hirviendo y mezca bien.

Hornea durante 45 minutos a 220ºC.

El resultado es espectacular.

Los ositos están hechos con fondant de chocolate de Funcakes, siguiendo (o intentando seguir) un tutorial de Marcela Capó (en breve publicaremos una entrevista con esta cake designer argentina).

¡FELICES FIESTAS!

¡Felices Fiestas!

Desde CakeMag.es queremos desearos a todos Feliz Navidad y próspero Año Nuevo.

Y que mejor para celebrarlo que una tarta con un marcado sabor y color navideño.

El bizcocho es de chocolate, una estupenda receta del blog Azúcar con Amor. La tarta está rellena de mermelada de cereza, bañada con almibar y cubierta de buttercream de vainilla.

 

El poder de la fresa

¿Se imaginan una tarta toodaaa de fresa? Esta lo es o mejor dicho, lo era. El bizcocho con sabor a fresa y color fresa, rellena de mermelada de fresa, bañada con sirope de fresa y con forma de pseudo fresa. Una tarta especial para el cumpleaños de Pau.

El bizcocho es el de Ana, pero en lugar de ponerle extracto de vainilla le puse dos cucharadas de pasta de fresa (se puede comprar en las tiendas de repostería). Todo muy fucsia, con un toque de verde y amarillo.

Primavera en pleno otoño

Primavera en otoño, menuda contradicción. Pero así fue, con esta tarta tan florida celebramos un cumpleaños en pleno otoño…El bizcocho era de chocolate (la receta está en el post de la tarta de Halloween) y el relleno muy explosivo (tengo que controlar este impulso de matar de una sobredosis de chocolate a mis amigos). Cuando digo muy explosivo me refiero a que llevaba una capa enorme de Nutella y otra de dulce de leche con chocolate blanco en trocitos pequeños. Si a eso le sumamos el fondant…sin comentarios.

Terroríficamente dulce

Terroríficamente dulce

¿Qué se necesita para celebrar Halloween? Primero que nada y lo más evidente, ganas y en segundo lugar y muuuyyy importante: niños. Creo que somos muchos los que pensamos que no tiene mucho sentido celebrar esta fiesta que hemos impotando en los últimos años, pero cuando hay niños de por medio la cosa cambia. Lo importante es pasarlo bien y aprovechar cualquier momento en el que podamos divertirnos.

Yo me niego a disfrazarme, eso se lo dejo al resto de mi familia, pero lo que de verdad me encanta es preparar comida con esta temática e Internet te ofrece un montón de posibilidades:  dedos de brujas, murciélagos de queso, huevos con arañas, sandwiches con forma de calabaza, momias salchicha y gatos, fantasmas, lápidas, murciélagos y brujas convertidos en galletitas. Un montón de trabajo que se hace más rápido cuando se cuenta con un pinche…

Para esta tarta utilicé un molde de silicona con forma de calabaza. Hice solo la mitad del molde. La receta del bizcocho (es la que utilizo casi siempre) me la dio Ana, del Blog de las Avellanas y está BUENÍSIMO. (¡Gracias por todo Ana!…)

INGREDIENTES

  • 250 gramos de harina
  • 225 gramos de margarina
  • 225 azúcar
  • 15 gramos de levadura
  • 2 cucharaditas extracto de vainilla
  • 3 huevos
  • 60 ml de leche

Para hacer un bizcocho de chocolate sólo tenemos que agregar 50 gramos de cacao en polvo sin azúcar.

En primer lugar, tamizamos la harina con la levadura. Mezclamos la leche y el extracato de vainilla. Cuando lo tenemos todo listo, batimos el azúcar con la margarina hasta que se quede una masa blanquita. Añadimos los huevos uno a uno sin parar de batir hasta que estén bien integrados.

Sin parar la batirdora, echamos la mitad de la harina y luego la mitad de la leche; continuamos con la harina y finalizamos con el resto de la leche.

Horneamos hasta que al pinchar el bizcocho el palillo sale limpio. El tiempo de horneado dependerá de la temperatura. Dejamos templar en el molde y luego desmoldamos y dejamos enfriar el bizcocho sobre una rejilla.

Para esta tarta escogí el dulce de leche y una buttercream de vainilla.

La decoración está hecha con pasta de azúcar, con pasta de modelar, y mucha imaginación y paciencia…